Cómo será la vida de perros y gatos con la nueva Ley de comercio y tenencia responsable

El punto de partida de este artículo es el  borrador de Anteproyecto de normativa básica de Comercio y Tenencia Responsable de Perros y Gatos es un texto que despierta interés.

Está por ver si saldrá adelante o caerá en el olvido.

Mientras tanto comparto contigo mis impresiones sobre esta proyectada norma y los aspectos que resultan más relevantes para los que tenemos animales en casa.

 

Los que se quedan fuera

El artículo 1 deja muy claro que la norma se refiere a animales de compañía, en concreto, perros  y gatos.

Otros animales de compañía con los que podamos convivir quedan al margen de la protección de esta norma.

 

Dicho esto, si hay que alabar los fines que esta futura ley persigue: ética en el comercio, lucha contra el abandono, favorecimiento de las adopciones, respeto y cuidado a los perros y gatos considerándolos seres sensibles, etc.

La tenencia responsable de animales

Para que la convivencia con un perro o un gato sea la adecuada, esta norma establece una serie de obligaciones y prohibiciones que son de puro sentido común para cualquier persona que los vea como seres vivos y los aprecie.

Por desgracia, sigue habiendo mucho cafre que los ve como cosas y necesita esta ley para meterlo por vereda y hacerle entender de qué va esto del bienestar animal.

Las obligaciones consisten en:

 

  • Atenderlos y cuidarlos para que no sufran ni tengan dolor.
  • Facilitarles comida, agua y un espacio adecuado.
  • Mantenerles de acuerdo a su edad y desarrollo.
  • Informar a la autoridad si se han perdido.
  • Vacunarlos, desparasitarlos y curarlos si enferman.
  • Comunicar su muerte cuando se produzca.
  • Tenerlos identificados e informar de su cambio de titularidad si se produce.

 

Las prohibiciones son:

  • Causarles sufrimiento o dolor mediante maltrato, tortura o cualquier otra actividad, incluidos espectáculos y publicidad.
  • Matarlos cuando no exista una causa que lo justifique.
  • Emplearlos en peleas.
  • Realizar selecciones genéticas que generen problemas de salud al animal.

La comercialización de perros y gatos

Recuerdo que hace varios años estaba en el parque jugando con mis perros cuando llego un cachorro que no había visto antes. Era un Beagle precioso. Sus dueños acababan de comprarlo en una tienda de mascotas. Se encapricharon cuando lo vieron en el escaparate.

A pesar de tener seis meses de edad, aún no andaba. El animalito llevaba toda su corta vida metido en una jaula esperando a que alguien se hiciera con él.

Historias como ésta tienen sus días contados si la ley se aprueba y entra en vigor, dado que prohíbe la venta de perros y gastos en tiendas de mascotas.

A partir de ahora el que quiera hacerse con un animal de compañía tendrá que acudir a criaderos o establecimientos de acogida.

 

Animales siempre identificados

Un objetivo claro de esta norma es que todos los perros y gatos estén debidamente identificados y se sepa en todo momento quien es su titular.

Es por esto que no pueden adquirirse o adoptarse sin identificación mediante microchip.

También cuando se recojan en un centro de acogida o establecimiento temporal.

Y si el animal, por cualquier circunstancias pasa a tener un nuevo poseedor, también deberá comunicarse.

 

El bienestar animal durante el transporte

Si vas a viajar con animales, tienes que cumplir los siguientes requisitos:

  • Perros o gatos deberás encontrarse bien para realizar el trayecto.
  • Transporte realizado en un medio adecuado para su especie, tamaño y necesidades.
  • Protección frente a las condiciones adversas, y no puedes dejarlo sólo y sin vigilancia.
  • Suministro de comida, agua y períodos de descanso si se trata de un viaje largo.

 

Adoptantes bien informados

Es bastante común que, cuando nos hacemos con animal de compañía, no sabemos dónde nos estamos metiendo.

Yo la primera.  No me arrepiento ni lo más mínimo de haber adoptado a mis dos perros, pero había muchas cosas de las que no tenía ni idea y que he tenido que ir aprendiendo sobre la marcha.

Para evitar este desconocimiento, la persona que reciba  un animal en adopción será informada de:

  • La esperanza de vida del animal.
  • El cálculo aproximado de sus gastos anuales.
  • Los cuidados que necesita.
  • Las obligaciones que asume con su tenencia.

 

Están son las novedades de la embrionaria normativa del comercio y tenencia responsable de perros y gatos para los que hemos optado por la compañía de perros y gatos en nuestro día a día.

 

Foto: Tatiana Rodríguez para unsplash.com

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies